Cómo mejorar la autoestima sexual

mejorar la autoestima sexual

Mejorar la autoestima sexual es un trabajo imprescindible para una vida más feliz y emocionalmente saludable. La sexualidad y la autoestima son dos dimensiones humanas íntimamente vinculada la una con la otra. Cuando hay problemas en un área, la otra se verá también afectada.


¿Qué es la autoestima sexual?

En todos los ámbitos de la vida, una autoestima sana, es imprescindible para el éxito. Influirá tanto en el desarrollo de todo lo que emprendamos, como en nuestra capacidad para disfrutar de ello. La autoestima influye de forma determinante, en todas las facetas de la vida, incluyendo la sexual.

Tener una buena autoestima sexual es de gran importancia. Esta va a influir en la forma en la que nos relacionamos con nuestro propio cuerpo y con las demás personas. En especial con aquellas que nos pueden atraer físicamente.  Una persona con una autoestima sexual baja tiene alguno de estos rasgos:

  • Hay un rechazo hacia el propio cuerpo y/o los genitales.
  • El propio desempeño sexual se califica de forma negativa, aunque no se corresponda con la realidad.
  • Temor a probar cosas nuevas. A veces se accede a ello por complacer a la pareja, pero con cierto disgusto.
  • Incapacidad o dificultad para comunicar a la pareja  nuestras preferencias sexuales y hablar sobre lo que queremos o no queremos hacer.
  • La preocupación por ser mejores en el sexo es tan grande que puede actuar como inhibidor. El estrés por tener un excelente desempeño puede provocar problemas como disfunción eréctil, falta de deseo, anorgasmia e incluso una conducta evitadora.
  • A veces puede generar miedo a la intimidad.
  • Cualquier comentario de la pareja se interpreta negativamente y se entiende como un crítica que genera dolor y aumenta la inseguridad.

Autoestima y presión social

Podría decirse que la autoestima sexual es una parte o un fragmento de la autoestima general. Las dos son conceptos subjetivos, que se aprenden desde la infancia y la juventud. Que sea una construcción estable o un frágil castillo de naipes, depende en gran medida de los valores que nos hayan inculcado nuestros padres o tutores. Pero también, de los principios que absorbemos de la sociedad en la que nos toque vivir. Y, por supuesto, de las experiencias por las que vayamos pasando.

La mayoría de nosotros somos víctimas de una presión social a la que debemos ser capaces de sustraernos. En la cultura popular existen un montón de mitos y creencias erróneas que nos pueden condicionar seriamente cuando sentimos que no podemos ajustarnos a ellas. Un ejemplo serían las ideas sobre el tamaño adecuado del pene, propagadas en parte por la cultura del porno.

Otros aspectos cuyas falsas creencias nos condicionan, pueden ser la frecuencia sexual, el tipo de cosas que hay que hacer para entender que una relación sexual ha sido buena,  los valores morales sujetos a prejuicios, etc. Para mejorar la autoestima sexual, debemos ser capaces de desembarazarnos de todos estos clichés.

Realmente en nuestra cultura actual, hay una clara tendencia a calificar al varón en función de su potencia sexual y a la mujer según su aspecto físico. De esta forma se establecen unos parámetros en los cuales no tiene cabida la diversidad. Y esto desemboca muy fácilmente en una caída de la autoestima en general y de la autoestima sexual en particular.


Cómo mejorar la autoestima sexual

Lo principal es no olvidar jamás que la propia percepción y la autoimagen, son subjetivas. Esto significa que puede que no coincidan con la realidad. El concepto que tenemos de nosotros mismos se construye en función de lo que hemos aprendido de nuestros padres.  La gente de nuestro entorno también nos influye y por supuesto, la sociedad, que como hemos dicho, transmite una presión muy rígida con estereotipos inalcanzables. Por lo tanto tenemos que entender que todo es relativo y procurar vencer nuestros miedos. Todo el mundo posee cualidades y defectos que nos hacen únicos, y esto es lo que tenemos que aprender a aceptar.

La perfección no existe, ni la pretendemos. Lo único que existe es nuestra capacidad para dar lo mejor de nosotros a los demás. De cuidar, hacer reír, abrazar y dar placer. ¿En serio necesitamos ser prototipos perfectos?

Por otra parte, debemos ser conscientes también de que cada persona tiene gustos muy diferentes. Es decir, que no les gustemos a unas personas, no significa que no le vayamos a gustar a nadie. Igual que a nosotros no nos atraen determinadas personas. Por eso, lo importante es que trabajemos la autoestima para gustarnos a nosotros mismos en vez de poner nuestro amor propio en manos de los demás.  Es un pilar básico para mejorar la autoestima sexual.

Rodearse de gente positiva y equilibrada

Es importante rodearse de personas positivas y que se comuniquen de manera saludable. Que nos traten bien y sepan mostrar afecto. Aquellos que nos descalifican de forma destructiva y tóxica, no deben tener cabida en nuestra vida. También hay que aprender a diferenciar lo que es una crítica personal de una crítica hacia una conducta nuestra en una situación específica.  Nuestros errores no nos definen, así como tampoco nuestros defectos. Somos un compendio de todo. Pero sin duda, lo que nos ayudará a mejorar como individuos, es tener capacidad de reflexión para corregir, en la medida de lo posible, nuestros fallos.

En la sexualidad, es mucho más importante nuestra actitud que nuestras características estéticas. Y si bien el físico que tenemos es el que nos ha tocado en suerte, la actitud podemos desarrollarla y mejorarla durante toda nuestra vida.

Conocer nuestro cuerpo es otra forma de aprender a aceptarlo mejor. Es el vehículo que nos va a transportar a lo largo del viaje de nuestra vida. La herramienta que nos permite comunicarnos con los demás. Solo tenemos uno, así que debemos esforzarnos por aceptarlo, amarlo y tratarlo bien. La autoexploración es el paso previo a la comunicación con la pareja. Si nosotros mismos no tenemos claro qué es lo que nos gusta y lo que no, tampoco habrá forma de que la otra persona lo sepa. Una buena comunicación ayuda muchísimo a mejorar la autoestima sexual, pero si te cuesta arrancar, puedes ver algunos consejos aquí.

No olvides que tú mismo construyes tu realidad y la forma en la que te sientes contigo mismo dependerá exclusivamente de ti.

Cómo mejorar la autoestima sexual
5 (100%) 1 vote
Written By
More from farmaciasexual

LA BOA

La Boa Ella se tumba boca arriba, abriendo y elevando un poquito...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *