Cómo aumentar la libido de la mujer

Cómo aumentar la libido de la mujer

Todos queremos saber cómo aumentar la libido de la mujer para incrementar también la frecuencia sexual. Es algo común que sucede en casi todas las parejas. Con el tiempo el hombre tiene la impresión de que su apetito sexual es superior al de su pareja. Es un malentendido habitual que crea bastante confusión y que se basa en un mito que ya está un poco obsoleto. Aunque todavía hay quien cree que, por lo general, los hombres tienen una libido más alta que las mujeres. La realidad es que tanto unos como otras tienen las misma necesidades sexual, al fin y al cabo así nos ha programado la naturaleza. Simplemente, tenemos ciclos distintos.

Por qué se produce la falta de deseo

En una publicación en el Canadian Medical Association Journal, se analizaron una serie de estudios sobre disfunciones sexuales de la mujer realizados desde los años 90. Se verificó que existía la tendencia de vincular el deseo sexual con el hecho de que las mujeres diesen el primer paso en el acercamiento íntimo. Por lo tanto la ausencia de esta iniciativa se trataba como un problema o una disfunción sexual. Que además sufrían un número importante de mujeres: hasta el tercio de las féminas de entre 18 y 59 años. La gran pregunta que debemos hacernos es la siguiente, ¿la falta de deseo es una disfunción sexual o es una evolución normal dentro de la pareja?

La libido de la mujer crece con el tiempo. De hecho su madurez sexual se alcanza sobre los 35 años. El problema es que el deseo se ve rápidamente afectado por la rutina de las relaciones largas.  Cuanto más tiempo transcurre en una relación, más disminuye su deseo sexual.  La buena noticia es que se puede evitar que el deseo decaiga si se establecen unas sencillas pautas en nuestros hábitos sexuales. Aumentar la libido de la mujer es, obviamente, cosa de ambos. Entre los dos deben trabajar el deseo, para lograr unas relaciones sexuales más satisfactorias.

Cómo aumentar la libido de la mujer

Llegados a una etapa de la pareja, las cosas dejan de funcionar solas como ocurría al principio. Es normal y son muchos los factores que influyen; desde el aburrimiento, hasta las variaciones hormonales. Así pues, conviene desarrollar estrategias para redescubrir el deseo. Siguiendo una serie de consejos se pueden solucionar los problemas de una pareja sin sexo.

1. Imagina y planifica

Muchos expertos en psicología y sexología están de acuerdo en que el sexo no tiene por ser siempre algo espontáneo. Como decíamos, los primeros meses todo fluye solo, pero a partir de un tiempo hay que buscarlo y organizarlo. Es una forma muy buena de provocar el deseo de forma consciente. La idea es reservar momentos del día en la semana para entregarse al erotismo. Preparar una cena romántica, crear ambiente, apagar la tele y el móvil, son gestos que benefician a la intimidad de la pareja.También es importante abrir la mente e introducir nuevas experiencias. A veces el simple hecho de salir del dormitorio y hacerlo en la cocina, supone suficiente innovación para que salten las chispas.

2. Nunca saltarse los preliminares

Hay mujeres que inician el acto sexual sin un deseo demasiado elevado, presentado incluso dificultades en su lubricación vaginal. Esto puede hacer que al final el interés por el sexo vaya desapareciendo. El deseo hay que trabajarlo con seducción y con juegos. Pasar rápidamente al coito, es garantía de aburrimiento. El cuerpo contiene muchas zonas erógenas, que deben ser atendidas para un sexo de calidad. La excitación previa es tan importante como el alcanzar el orgasmo. Y por supuesto, éste será más intenso si el nivel de excitación se ha elevado al máximo. Y esto sólo se consigue retrasando el momento de la penetración y dedicando más tiempo a los preliminares. Esta es la mejor manera de aumentar la libido de la mujer.

3. Expresa tu satisfacción

La predisposición en el sexo depende mucho de las pasadas experiencias. Si las anteriores relaciones han sido buenas, nos centraremos en el sexo con unos sentimientos muy positivos. Por eso siempre es recomendable verbalizar lo que nos gusta. Esto hará que nuestra pareja se sienta mucho más segura y aumentará su autoestima como amante. La comunicación sexual es imprescindible para que las relaciones íntimas funcionen bien. Solamente hablando podemos conocer bien las preferencias de la otra persona. Además, nos alivia de la responsabilidad de tener que adivinar telepáticamente, o interpretar gestos ambiguos para saber si estamos haciéndolo bien.

4.Escoge el momento indicado

Las mujeres por lo general viven el sexo de forma muy vinculada a sus emociones. Por eso hay momentos en los que, emocionalmente, no sentirán deseo sexual. Después de una discusión, por ejemplo, no es buen momento, ya que necesitará un tiempo para recuperar su humor. No, las reconciliaciones no se hacen con sexo, sino dialogando. Desarrollar la empatía sexual ayuda a conocer mejor a la pareja y saber cual es el momento idóneo para un acercamiento más íntimo.

5. No nos obsesionemos con el orgasmo

Para los varones una relación sexual plenamente satisfactoria incluye llegar al orgasmo. Pero para las mujeres no siempre es así. Sobre todo si se han hecho unos preliminares de calidad y placenteros. Aunque el orgasmo es deseable, una sesión de sexo estimulante puede ser suficiente sin necesidad de llegar al clímax. Sin embargo, los hombres suelen sentirse frustrados cuando su pareja no alcanza el orgasmo, llegando a sentirlo incluso como un fracaso personal. Este malestar puede hacer que la pareja se sienta tentada a fingir la próxima vez, o que esquive las relaciones. Obviamente si el orgasmo no se presenta nunca, estaríamos frente algún problema (orgánico o de pareja) que habría que tratar.

6. ¡Innova!

El sexo rutinario se puede convertir en una aventura si nos atrevemos a innovar. Para aumentar la libido de la mujer no te instales en la zona de confort. Siempre queda algo por descubrir, sensaciones nuevas que explorar. Utilizar aceites de masaje es una manera de mostrar deseo por el cuerpo entero de tu pareja y descentrarnos un poco de lo genital. Los lubricantes, aportan un extra de sensibilidad y son estimuladores muy eficaces. Los juguetes sexuales permiten acceder a puntos anatómicos más escondidos como el punto G.

La sex shop de Farmacia Sexual cuenta con productos de gran calidad, diseñados para potenciar el placer de tus relaciones sexuales. ¿Te animas a probar?

Cómo aumentar la libido de la mujer
Puntúa este articulo
Written By
More from farmaciasexual

Tabúes sexuales más comunes: cómo superarlos

Cuando hablamos de un tabú hacemos referencia a algo que, en nuestra...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *