Anécdotas sexuales de personajes históricos

anécdotas sexuales

Muchos personajes célebres han sido protagonistas de anécdotas sexuales bastante escandalosas. Incluso han trascendido en el tiempo gracias a ellas. A continuación te compartimos algunas de las más sonadas de la historia.

Nerón

Sobre el emperador Nerón corren muchos rumores. De hecho, ni siquiera hay evidencias de que realmente quemase Roma y tocase la lira contemplando el incendio. Aunque sabiendo que el libertinaje sexual era casi un modus vivendi en aquella época, sus anécdotas sexuales no resultan tan descabelladas. Dicen que Nerón se hacía acompañar de un grupo de prostitutas durante sus viajes por el río Tíber. Para no aburrirse inventó un juego llamado “Posaderas y Huéspedes”. Cada ciertos kilómetros, bajaban a la orilla y ellas ofrecían a su huésped la hospitalidad de sus propias posaderas.

También se cuenta que en una ocasión escenificó una boda con su esclavo Dióforo. Nerón se adjudicó el papel femenino y se vistió con galas de mujer. Durante la consumación, en la noche de bodas, el emperador continuó en su rol de esposa virgen. Mientras emitía gemidos sofocados exclamaba frases como: “¿ya has terminado?” o “si hubiese sabido que la tenías tan pequeña, no me casaba contigo”, etc.

Emperatriz Wu-Chao

Esta dama china que vivió en el siglo VII, pasó de ser la concubina de Kao-Tsung a una emperatriz de la dinastía Tang, gracias a oscuros tejemanejes. La historia popular dice que exigía a todos los mandatarios que visitaban su reino, que le practicasen un cunnilingus para rendirle pleitesía. Eso sí, antes debían lavarse bien la boca. No hay forma de asegurar la verosimilitud de esta costumbre imperial. Lo que sí es cierto es que Wu-Chao era una mujer con una vida sexual muy activa que disfrutó de centenares de amantes.

Félix Faure

Este personaje fue el séptimo presidente de Francia en 1895. Pero no ha pasado a la historia por sus aportaciones a la política, sino por su escandalosa muerte. El señor Faure se encontraba en su despacho junto a su buena amiga Marguerite Steinheil. Entonces sufrió un terrible ataque de apoplejía que acabó con su vida. Más tarde salió a la luz el detalle de que la muerte le sobrevino en el momento en el que Steinheil le practicaba una felación.  Marguerite se quedó con el sobrenombre de la pompe funèbre (bomba fúnebre) y el señor presidente falleció feliz.

Fernándo el Católico

Otra de las anécdotas sexuales conocidas estuvo protagonizada por esta figura española. Al quedarse viudo de Isabel la Católica, se casó con Germana de Foix para asegurarse el trono de Aragón frente a Felipe El Hermoso. Su nueva esposa tenía solo 16 años y Fernando, sin embargo, rondaba ya los 60 y estaba de capa caída. Agobiado por no poder darle un hijo a la joven Germana, decidió recurrir a algunos estimulantes de la potencia sexual. Tras probar remedios que no funcionaron, lo intentó una vez más con la Cantárida o Lytta Vescicatoria. La Cantárida es una especie de mosca que contiene en su cuerpo una sustancia que tiene un potente poder vasodilatador. Es decir, funciona del mismo modo que la Viagra moderna u otros productos como Vitalmax. No sabemos si Fernando se excedió con la dosis, pero los efectos le provocaron una hemorragia cerebral y murió allí mismo.

Papa Juan XII, ‘el fornicario’

La Iglesia Católica no goza precisamente de una moralidad intachable. Pero algunos Papas destacan en especial por sus innumerables fechorías. El pontificado de Juan XII está repleto de escándalos de todo tipo y ha pasado a la historia por ser uno de los más nefastos. Juan XII residía en el Palacio de Letrán y se ocupó de llenarlo de esclavos, eunucos y mujeres casquivanas. Se organizaban juegos de azar, a los que era muy aficionado, además de lujosas y sofisticadas orgías. En sus copiosas bacanales gustaba de brindar por los dioses del Olimpo o por el mismo diablo.

Otra de sus excentricidades fue consagrar obispo a un niño que solo tenía 10 años. O realizar ceremonias eclesiásticas en una cuadra. Se cuenta que cometía violaciones e incestos y muchas mujeres dejaron de acudir a la iglesia de San Juan Laureano. Finalmente, Juan XII fue atacado en sus aposentos y asesinado con un martillo por un marido celoso.

Las anécdotas sexuales de Alfonso XIII

El abuelo del rey emérito de España introdujo la pornografía en el país, siendo uno de los primeros impulsores y productor de este género audiovisual.  El primer porno que se rodó en España fue encargo del Conde de Romanones por petición del rey. Esto ocurría en los años 20 en la ciudad de Barcelona. La productora tenía el acertado nombre de Royal Film y la cara visible eran los hermanos Baños. Alfonso XIII no solo se limitaba a subvencionar las películas, además también proponía argumentos para desarrollar un guión.

Lola Montes 

Lola Montes fue una cantante y bailarina que recorrió Europa con enorme éxito durante el siglo XIX. Enseguida descubrió el poder de su enorme atractivo físico y aprendió a utilizarlo en su propio beneficio. Esto le llevó a protagonizar escandalosas anécdotas sexuales.  Mantuvo relaciones con aristócratas e intelectuales de la época, aunque Lola era selectiva. Se permitió rechazar al virrey de Polonia porque usaba dentadura postiza. El rey Luis I de Baviera, de quien fue amante por un tiempo, le otorgó varios títulos nobiliarios. Un día un escritor cotilla, le contó a alguien una confidencia que le había hecho el rey: que Lola Montes era capaz de hacer milagros con los músculos de sus partes privadas. A partir de ahí la noticia se viralizó y provocó tal escándalo que el rey tuvo que abdicar. Lola emigró a Inglaterra para librarse de la presión popular.

No lo podemos negar, nos encanta conocer los detalles más morbosos de las vidas ajenas. No hay que avergonzarse, es algo inherente a la psicología humana. Además nos sirve para desmitificar a las grandes personalidades. Da igual la clase social o la época histórica. Sin ropas y en la alcoba, todos somos iguales.

Anécdotas sexuales de personajes históricos
Puntúa este articulo
Written By
More from farmaciasexual

Cómo estimular las zonas erógenas

Saber cómo estimular las zonas erógenas de tu pareja te puede elevar...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *